Say bye bye to room

A veces creemos que el mundo es todo lo que tenemos a mano. Lo que tenemos más que conocido y nos da seguridad. La cama, el armario, la silla, la planta… Las cosas que han estado ahí siempre, las personas, las formas de relacionarnos.

Pero a veces, algo sucede y la puerta se abre… Con asombro y miedo, descubrimos que hay mucho más allá afuera y empezamos a pensar…

El mundo nunca volverá a ser el mismo.

Cerrar la puerta y quedarse con lo que había es imposible, ya sabemos que hay más. No es fácil, salir y encontrar que nos hace realmente felices es un reto, una aventura de la cual no conocemos el final.

9401a991ad72747dc26926638070807a
Ilustración de Marco Somà para el libro El momento perfecto, de Susanna Isern. Ediciones La Fragatina

El mundo se vuelve gigante, en ocasiones aterrador por no tenerlo todo controlado, pero inmensamente atractivo. Un territorio nuevo que explorar con miles de posibilidades.

Algunos deciden nunca abrir la puerta. Pero cuando se toma la decisión de hacerlo, hay que vencer el miedo y avanzar, poco a poco. Aprendiendo a abrir los ojos frente al sol, a protegerse del frío, a abrigarse cuando hace viento, a caminar de la mano de alguien cuando las piernas nos fallan… Pero sobretodo hay que arriesgar, hay que probar para descubrir qué nos gusta y construir la vida ante la inmensidad de las posibilidades.

Y un día… mirar atrás, despedirse amorosamente del pequeño mundo en el que estábamos y caminar.

…no tengas miedo, lo estás haciendo bien.

(Hoy vimos la película room)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s