West coast vacations, tercer destino: Los Ángeles III (hasta la próxima!)

IMG_1640

Malibu

A estas playas hay que ir con tiempo y sin afanes. Nosotros empezamos el día destinado a Malibú de la mejor manera, con un brunch en el Malibu farm Cafe, en el muelle. El sitio es espectacular y la comida no se queda atrás. Y claro, terminamos con la barriga llena, el corazón contento, el alma inspirada y el libro, el frasco y la botella que venden en el café en la maleta!! Y eso que nos contuvimos, porque también vendían camiseta, delantales, etc… Definitivamente habría querido probar muchas más cosas de la carta, pero el estómago no daba para tanto.

IMG_1611

IMG_1689

El resto del día lo pasamos en la playa El Matador, a donde, como muchos de los lugareños, llevamos una buena bolsa de picnic para, después de dejarnos revolcar por olas heladas, comer a gusto frente al mar.

IMG_1657

IMG_1690

Anaheim packing district

Otro lugar que vale la pena conocer es el Anaheim packing district, un espacio recuperado que ofrece una cantidad enorme de restaurantes para elegir y compartir. El mejor consejo es que cada uno pida en un lugar diferente y luego todos prueben de todo. Agradable, bonito, tranquilo… un buen lugar para ir a almorzar y de ahí salir a seguir descubriendo la ciudad.

IMG_1460.jpg

De regreso a Los Ángeles ciudad: Art District

El último día de nuestras vacaciones lo destinamos a esta especial zona, llena de encanto y pequeños lugares para descubrir. Otro ejemplo de un territorio industrial convertido en espacio para el arte y la creatividad a todo nivel, en donde nos conquistaron sus pequeñas tiendas, galerías, cafés y restaurantes.

IMG_1831

IMG_1711

Aquí lo hicimos todo al revés, empezamos por los postres, dejándonos tentar, los más pequeños por los helados orgánicos de Van leeuwen y los mayores por The Pie Hole, en donde me pareció encantadora la simpleza del local, lo cual realza aún más la delicia de sus pies. Y terminamos por el plato fuerte, en un maravilloso lugar de salchichas artesanales para chuparse los dedos: Wurstküche. Creímos que era un lugar chiquitico y que tocaría comer caminando por la calle, pero nos sorprendió descubrir que un largo corredor que salía desde la extraña zona de pedido (pequeñita y de forma triangular) desembocaba en una amplia estancia con mesas largas para compartir, cubiertas de papel kraft, para comer sin preocuparse de manchar y divertirse pintando sin límites con crayolas.

IMG_1043 (1)

Foto Juan David Mateus

FullSizeRender (34)

Foto Clara Inés Díaz

IMG_1722

Así, terminaron las vacaciones, las manos untadas de mostaza, la mesa llena de dibujos, la cabeza a reventar de ideas y proyectos y el corazón y el alma felices por todo lo vivido, por todo lo compartido con quienes queremos. Bueno claro y algún kilo de más que nunca falta. Pero como dicen por aquí “que me quiten lo baila´o”.

Definitivamente viajar y conocer nuevos lugares será siempre una maravillosa inversión para enriquecer nuestro mundo propio.

IMG_0967

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s